Warning: Smarty error: unable to read resource: "header_20080708.tpl" in /home/artshis2/public_html/usr/local/lib/php/Smarty/Smarty.class.php on line 1093
BUSCAR:

Noticiario
Compartir TwitThis
Restauran Palma Sola zona arqueológica de Acapulco


La zona arqueológica de Palma Sola, ubicada en el municipio de Acapulco, Guerrero, cuya ocupación tuvo lugar entre los años 800 (a.C.) y 750 de nuestra era, fue recientemente sometida a un proceso de conservación y restauración, a través del cual el Instituto Nacional de Antropología e Historia (INAH), atendió y frenó el deterioro de 19 petrograbados que dan cuenta de la vida cotidiana y formas de pensar de los antiguos habitantes de la costa.

Cuauhtémoc Reyes Álvarez, responsable del área de Control y Seguimiento de Proyecto del Centro INAH-Guerrero, informó que este lugar que fue considerado como sagrado en la época prehispánica, fue sometido a un Dictamen del Estado de Conservación y Análisis de Microorganismos, con base en el cual, se llevó con éxito la primera fase de restauración de rocas con grabados que presentaban deterioros causados por la erosión, intemperismo, colonias de algas y vandalismo.

A través de esta labor, además de salvaguardar y preservar la zona arqueológica, señaló, se logró la recuperación de la unidad visual de los petrograbados, en cuyas representaciones se pueden observar episodios alusivos a ceremonias rituales, relacionadas con los ciclos productivos agrícolas, así como de sucesos vinculados con mediciones y actividades astronómicas.

Este sitio ubicado en la ladera sur del cerro El Veladero, entre los 350 y 400 metros sobre el nivel del mar, luego de haber sido sujeto a dichos estudios, realizados por los especialistas Sandra Cruz Flores y Pablo Torres Soria, adscritos a la Coordinación Nacional de Conservación del Patrimonio Cultural; se realizaron acciones para la salvaguarda de los 19 elementos que por la exposición a factores como el clima extremoso y la humedad, presentaban alteraciones que provocaron deterioros lentos, pero progresivos, los cuales ya fueron contrarrestados.

En ese sentido, Reyes Álvarez destacó que una de las labores esenciales fue la de atender la exfoliación de las rocas, que había provocado la perdida de material constitutivo en forma de lajas, que en algunos casos cuentan con representaciones. Un ejemplo de ello, abundó, fue el caso del elemento ¿número 10¿, petrograbado de importancia fundamental en la zona, ya que en su superficie se muestran los cinco rumbos del universo, característicos de la cosmovisión mesoamericana y se le relaciona con aspectos relativos a solsticios y equinoccios.


A dicha pieza, por la exfoliación se le desprendió un fragmento que le fue reintegrado para lograr su lectura completa, explicó el arqueólogo. Asimismo mediante una labor multidisciplinaria que incluyó a especialistas en biología, restauración y apoyo técnico, se atendió el deterioro provocado por las capas de algas cianófitas de color negro que impedían la apreciación de los grabados. De igual manera, se revirtieron afectaciones provocadas por el vandalismo de algunos visitantes, como rayones con objetos duros sobre las rocas.

El arqueólogo del Centro INAH-Guerrero aseveró que tras esta tarea de conservación, se cuenta ahora con una lectura visual más completa que permite la apreciación de las formas. Aunado a ello, junto con las obras de andadores, plazas de descanso y el entorno natural, se brinda a los visitantes una experiencia educativa y placentera.

Palma Sola, cuenta con una extensión de 3.8 hectáreas del cerro El Veladero, una de las ramificaciones de la Sierra Madre del Sur que se extiende hacia el mar, y desde donde puede observarse la Bahía de Acapulco.

La elección de este paraje como centro ceremonial y de peregrinaje para los antiguos pueblos de lo que hoy conocemos como Acapulco, fue totalmente intencional. Ahí se originan dos arroyos: El Camarón y Palma Sola. Asimismo existe una gran piedra que forma una cueva natural, donde en época de lluvias corre agua de manera subterránea, y que para las culturas mesoamericanas, estos sitios representaban las viviendas de las divinidades.

El petrograbado principal de la zona arqueológica se encuentra precisamente en esta cueva, donde las figuras plasmadas evocan el culto a divinidades primigenias. Representaciones zoomorfas, antropomorfas y relativas a la astronomía, forman parte de los discursos que se ven en los petrograbados, referentes a ceremonias de pedimento, danzas propiciatorias, ritos, líneas de parentesco e inclusive la muerte.
 
Autor/Redactor: INAH
Editor: Manuel Zavala y Alonso
 





Cartelera de Museos
BLOGS Artes e Historia México

Entradas recientes
TODOS LOS BLOGS


Artes e Historia México es una publicación cultural independiente.
© Derechos Reservados 1996-2011, Manuel Zavala Alonso
AVISO LEGAL

DIRECTORIO

Si desea enviar información relacionada a los temas de esta publicación electrónica:
noticias@arts-history.mx